2019: Alto, cada vez más alto

2019 va a quedar marcado como uno de los años más particulares de mi vida. Un año de muchos cambios, proyectos nuevos, tanto laborales como personales.

Continúa leyendo 2019: Alto, cada vez más alto

Bronca

Mientras más pensaba en todas las cosas buenas que me pasaron el año que se acaba de ir, otro sentimiento se me hacía presente.

Continúa leyendo Bronca

Todos Juntos. Sí Se Puede

La de anoche fue una nueva jornada democrática donde los treslomenses, además de presidente y gobernador, elegíamos intendente.

Continúa leyendo Todos Juntos. Sí Se Puede

El toque

En el último año, la rutina y vertiginosidad de mi laburo, sumado a los horarios que conllevan el tener un local propio, me despojaron gradualmente del tiempo libre y (con ello) la costumbre de sacar fotos. Dicen que la costumbre hace al hábito, y fue lo que creí haber perdido, ese toque que hacía que mis fotos fueran más que un lapso congelado en el tiempo, que contaran una historia, o fueran más allá, provocando un sentimiento.

Continúa leyendo El toque

Círculos

El último número de la revista Es lo que hay… no fue uno más. Fue la culminación de una serie de cambios graduales, que iniciaron hace casi 2 años y culminaron hace pocos días.

Continúa leyendo Círculos

2018: caer y levantarse

Balance de año, año de muchos cambios, tanto personales como laborales. Un año de logros y pérdidas, de alegrías y tristezas, caer y levantarse. Continúa leyendo 2018: caer y levantarse

Amelita

Hace casi 20 años me acompañaste con mi árbol de origami a Mar del Plata, a la final de los Torneos Juveniles Bonaerenses. No gané medalla, pero la experiencia de haber vivido eso siempre lo atesoré.

Continúa leyendo Amelita

Papá

Llevo varios días pensando en escribir algo acá, en mi blog, mi espacio, sobre la partida de mi papá, mi viejo, el “Piki”, como lo conocían todos.

No hay nada que a uno lo prepare para esos momentos, por más que se lo mentalice a largo plazo. Cuando la noticia nefasta llega, en los brazos de mi hermano, todo fue angustia, tristeza, era un mar de lágrimas por donde mirara. Y si algo me enseñó la vida, ahora ya maduro en mis 31, es en ser fuerte para apoyar y contener al resto de mi familia. Pero esta vez el apoyo fue recíproco porque yo era uno de los más dolidos. Continúa leyendo Papá

Oportunidades

No podía dejar pasar este momento.

Cada 31 de diciembre marca el punto de inflexión del año, donde uno se detiene, mira atrás y ve a lo lejos todos los momentos que dejamos atrás. Continúa leyendo Oportunidades

Dido

Puede que Lana sea mi nueva musa, pero Dido se había robado mi corazón 10 años atrás. Continúa leyendo Dido