Oportunidades

No podía dejar pasar este momento.

Cada 31 de diciembre marca el punto de inflexión del año, donde uno se detiene, mira atrás y ve a lo lejos todos los momentos que dejamos atrás.

Hace un año mi vida era una suerte de incertidumbre. Hacía unas semanas volvía de La Pampa, ya que, por diferentes circunstancias dejé la carrera de diseñador gráfico.

Ya en Tres Lomas, mi pueblo, mi lugar, pensaba: Y ahora? Qué voy a hacer con mi vida? Tenía más preguntas que respuestas. Pero la vida tiene esas cosas maravillosas, y una de ellas es que es impredecible y hasta te sorprende.

Yo seguía haciendo lo que en cierta forma me gustaba: Diseñar y sacar fotos en cuanto acto o eventos hubieran. Y fue lo segundo aquello que, sin darme cuenta, marcó a fuego este año.

No sólo aprendía el arte de la fotografía en cada lugar que iba, yo rescaté algo más importante que inmortalizar momentos con la cámara. Estoy hablando de la gente, los treslomenses, personas maravillosas, de todas las edades y ámbitos.

Esas personas que de alguna u otra forma conocía de verla por ahi en la calle, pero el laburo de periodista, de fotógrafo, te acerca más a cada uno de ellos, se fue forjando un vínculo que jamás pensé tener a mis casi 30 años.

También, otra particularidad que marcó mi 2016 fue un hobbie que volví a practicar luego de 10 años: Correr.

Correr, no sólo me hacía bien a la salud y me mantenía activo, (lejos del “sedentarismo” que implica estar sentado horas y horas) sino también, al igual que la fotografía, me acercó a personas maravillosas, que compartían la misma pasión que yo.

Y a lo largo del año la Agrupación Atlética Rubén Gil estuvo siempre presente, ya sea entrenando o representando al distrito compitiendo en cada ciudad de la región.

Ahora, una tendinitis me tiene parado hace varios meses, y la recuperación es larga y difícil, pero se que algún día voy a volver a correr y ese día será inolvidable. Ya no me importa llegar casi último en cada maratón, o no hacer podio cuando el resto de mis colegas sí. Para mí lo más importante es intentarlo, estar ahi, correr, y que la agrupación esté ahi conmigo para apoyarme y yo a ellos.

2015 terminó siendo una incertidumbre y finalmente, 2016 fue el año de las oportunidades, de los cambios, de hacer lo que me gusta, de conocer gente, de lo más importante que hay en la vida, ser feliz, sin importar cómo.

Espero que el 2017 sea otro año de muchos cambios, de no sólo seguir haciendo lo que me gusta y amo, sino también de cumplir mis metas, que las tengo y no suelo hablar de ellas, pero que voy a cumplir.

Les deseo a todos, a mi familia que siempre me acompaña y apoya, a mis amigos (Nano, Mani, Facu, Walter, Martín, Kevin, Vero, Gonza, Luchi), a los que me gritan “Foto! Foto!” pidiendo una cuando paseo con la cámara, y en definitiva, a todos los que me conocen, un feliz 2017!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s